Desde el comienzo de los tiempos los hombres han buscado la fuente de la eterna juventud. Hoy, los complementos alimenticios, sin ser sustancias milagrosas, ayudan a preservar la lozanía del organismo.

¿Cómo retrasar el avance de los años sin cirugía? Hay alimentos que son aliados eficaces contra los signos de la edad.
Antioxidantes para estar sanos

El cuerpo humano es, cada día, el campo de batalla donde se enfrentan los antioxidantes y los radicales libres, sustancias que, cuando existen en exceso, dañan el organismo y pueden originar cáncer, enfermedades cardiovasculares y envejecimiento prematuro de las células. Para detener este mecanismo, ¿por qué no aportar antioxidantes extra que puedan luchar contra los radicales libres?

Un estudio realizado en Francia, llevado a cabo en 13.000 pacientes que consumieron betacarotenos, vitaminas C y E, zinc y selenio durante ocho años, constató que, en los hombres, estas sustancias bajaron los niveles de mortalidad global en un 30 por ciento. En las mujeres, los complementos tuvieron un efecto limitado.

En la práctica: los complementos alimenticios antioxidantes a base de vitamina C, E, betacaroteno, zinc y selenio son interesantes; pero si sigues una dieta rica en frutas y verduras los complementos no te aportarán más de lo que ya obtienes mediante estos alimentos.
El omega 3 para proteger las neuronas

El cerebro está constituido de ácidos grasos esenciales en un 20 por ciento. Se trata de ácidos poliinsaturados, es decir, fluidos, y dan a las membranas de las neuronas el espesor y la elasticidad necesarias en el intercambio de información. Para un buen funcionamiento cerebral, los ácidos grasos deben respetar un proporción precisa entre los omega 6 y los omega 3. Sin embargo, la alimentación se desequilibra en detrimento del omega 3 y cuanto más envejecemos mayor es el riesgo de desarrollar problemas cognitivos. Según un estudio publicado en 2003, las personas que consumen pescado, rico en DHA –un tipo de omega 3–, al menos una vez por semana disminuyen el riesgo de desarrollar Alzheimer en un 60 por ciento.
Aceite de borraja y de onagra para nutrir la piel

El aceite de borraja y el de onagra contienen, entre otros, ácido alpha-linoleico (ALA) –otro tipo de omega 3–, indispensable en la elasticidad e hidratación de la piel. Por lo tanto, estas plantas serían muy eficaces en la lucha contra los problemas cutáneos y en la preservación de la piel; podrían igualmente ayudar en la regulación hormonal. Aunque pueden aplicarse de manera externa, estos aceites se recomiendan sobre todo en cápsulas.

Pero no olvides que para conservar la piel es importante adoptar hábitos de vida saludables como dejar de fumar, limitar el consumo de alcohol y hacer ejercicio físico.

Publicado el 24 March, 2011
por en Salud. Etiquetas: .

Imprimir artículo

Otros artículos