Los trastornos del estado de ánimo también pueden ser reconocidos como trastornos afectivos. En el mundo actual, los estudios han reconocido que ellos presentan por las reacciones de sustancias químicas en el cerebro que son responsables de los estados de ánimo positivos. Los neurotransmisores, regulan aquellas sustancias que afectan el estado de ánimo. Es muy probable que la depresión y otros trastornos del estado de ánimo sea causada por un desequilibrio químico en el cerebro. Los acontecimientos cotidianos también pueden contribuir a causar este desequilibrio químico. Hay también causales de tipo genético, por eso se pueden encontrar en varios miembros de una sola familia, y otros de índole ambiental.
Cualquier persona puede sentirse triste o deprimida a veces. Sin embargo, los trastornos del estado de ánimo son más intensos y más difíciles de controlar que estos sentimientos de tristeza normales. El estrés y ciertos acontecimientos en la vida pueden exponer o potenciar los sentimientos de tristeza o depresión y hacerlos más difícil de controlar.
Dentro de los diferentes tipos de trastornos de ánimo podemos reconocer la depresión grave, el trastorno distímico, el trastorno bipolar, trastorno de estado de ánimo anexo a otra enfermedad y otros trastornos asociados a drogas y medicaciones.
La sintomatología puede ser reconocida por: sentimientos persistentes de tristeza, sentimientos de desesperanza y desamparo, baja autoestima, sensación de ineptitud, deseos de morir, desinterés por las actividades habituales, dificultad en la relación, insomnio o hipersomnia, problemas digestivos, desconcentración y fatiga, disminución en la capacidad de tomar decisiones, intento de suicidio cefaleas, hipersensibilidad. Los síntomas de los trastornos del estado de ánimo pueden parecerse a los de otros trastornos o problemas psiquiátricos por eso es importante el dictamen médico.
En un mundo tan acelerado como en el que vivimos la depresión logra acentuarse debido a factores que estàn directamente relacionados con el estrés. Las empresas necesitan tomar medidas preventivas orientadas a hacer el ambiente de trabajo con la menor presión posible, para que los trabajadores no se enfrente a sentimientos que los puedan llevar al trastorno del estado de ánimo.

Publicado el 10 December, 2010
por en Salud. Etiquetas: .

Imprimir artículo

Otros artículos